Pages Menu
Categories Menu

Editado Ago 6, 2020

Traición al municipalismo

Traición al municipalismo

Traición al municipalismo. Así se puede definir el acuerdo al que ha llegado el Gobierno Socialista con los alcaldes socialista y el Presidente socialista de FEMP, porque nunca se ha producido algo tan terrible y temerario como que sean las propias entidades locales las que tengan que financiar al Gobierno, cuando es éste quien las tiene que financiar a ellas.

         Pero es que no contentos con esto, el Gobierno les ha hecho un chantaje en toda regla a las entidades locales, puesto que ha habilitado un fondo de 5.000 millones de euros, a ingresar entre 2020 y 2021, totalmente condicionado, puesto que dicho fondo solamente se repartirá entre las que entreguen al Gobierno la totalidad de sus remanentes de tesorería a 31 de diciembre de 2019. Es decir, que solo podrán acceder al dinero de este fondo los ayuntamientos que entreguen sus ahorros al Gobierno.

         Pero es que, además, ha excluido a más de 3.000 entidades locales que según el Ministerio de Hacienda tienen deuda y a todas las que el saldo de remanentes de tesorería lo tienen en negativo.

         El acuerdo obliga a las entidades locales, incluso a aquellas que no tienen deuda y cuentan con superávits elevados, que no están sujetas a las obligaciones de la LOEPSF (Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera) y por tanto pueden disponer de su superávit libremente para atender las necesidades de sus vecinos, a usar el dinero de éstos para implantar la agenda política del Gobierno. Y encima, entre las actuaciones permitidas por el Ejecutivo central no se encuentra ninguna relativa al fomento del empleo o al apoyo a autónomos empresas y comercios.

         Esto quiere decir que “yo mando y vosotros a acatar mis órdenes”, que es a los que nos tiene acostumbrados este Gobierno que ha hecho de las instituciones del Estado, como son el CIS, RTVE o la Fiscalía General del Estado, un corralito particular, apartándolas de cualquier integridad profesional.

         Después de haberse ajustado a la regla de gasto para cumplirla a rajatabla, de haber ahorrado hasta el último céntimo, de no gastar esos ahorros en inversiones necesarias para sus propios pueblos, se encuentran con que este año tampoco podrán gastar sus remanentes que con tanto esfuerzo han logrado tener en sus arcas municipales.

         Me gustaría que los socialistas de esta provincia explicasen sin paños calientes y después de una profunda reflexión, si es eso lo que quieren para nuestros pueblos. Si es eso lo que desean para nuestro medio rural. Si quitar a los ayuntamientos sus ahorros que tanto esfuerzo les ha costado es digno de unos buenos gobernantes. Sólo quiero que analicen y reflexionen sobre estos hechos.  Aunque mucho me temo que no lo harán habiendo escuchado a alguno decir que “es que los ayuntamientos quieren dar sus ahorros al Gobierno”.  

         Me da mucha pena pensar que, en lugar de agachar la cabeza por un acuerdo y una decisión del Gobierno tan rastrera para los ayuntamientos, los socialistas segovianos defiendan lo indefendible. Porque me consta que muchos de ellos están avergonzados, porque son alcaldes y concejales que tienen que hacer frente a grandes retos en sus municipios para apartarlos de la temida despoblación. Me da mucha pena que los que tienen que mirar por el bien de nuestros pueblos ahora se pongan al lado del Gobierno asegurando que este acuerdo es muy bueno.

Paloma Sanz Jerónimo, Presidenta del PP y Senadora