Pages Menu
TwitterFacebook
Categories Menu

Editado Sep 11, 2018

Mirar para otro lado

Mirar para otro lado

 

Esto es lo que está haciendo Sánchez y el Gobierno socialista. Miran para otro lado. Llevan poco más de tres meses gobernando y el resumen de su acción de gobierno es bastante desolador.

 

Es cierto que Sánchez es Presidente del Gobierno legalmente, tan legal como lo es una moción de censura, pero carece de la legitimidad propia de haber sido apoyado, votado por los españoles. Sánchez perdió no uno, sino dos procesos electorales, obteniendo los peores resultados de la historia para su partido. Tiene el negativo mérito de ser la primera vez en la historia de España que tenemos un Presidente que no ha sido apoyado por los españoles. Y ante esta debilidad no sólo parlamentaria (84 diputados de 350), está la debilidad de formación, de preparación que este Presidente sólo sabe superar mirando a otro lado. Como carece de apoyo parlamentario se dedica a gobernar a través de Reales Decretos, instrumento que está previsto sólo para casos de extrema urgencia, quitando, usurpando el poder del Parlamento para hacer las Leyes. Pero da igual, el Presidente mira para otro lado.

Miran a otro lado cuando en 15 semanas de gobierno han cometido 15 errores y 15 rectificaciones. No voy a enumerar todos ellos pero sí algunos de los más relevantes. Empezó nombrando al Ministro Huerta que ha sido el Ministro más corto en la historia de España. No duró ni una semana en el cargo por haber sido condenado por defraudar a Hacienda. Erraron y rectificaron con la defensa del Juez Llarena, con el impuesto al diésel, con la inmigración y con el papeles para todos, el gran asunto de desenterrar a Franco y lo que va a hacer con el Valle de los Caídos, y lo de cancelar la venta de bombas a Arabia Saudí que puso en peligro la venta de 5 corbetas a ese país que afecta a 6000 trabajadores que ya ha llevado a otra de las rectificaciones, entre otros.

Dicen que rectificar es de sabios, pero este Presidente se ha hecho ya un experto en esto de cambiar lo que anuncia, y esto no es de sabios sino de incompetentes.

Anuncia regeneración democrática  y se despacha con el esperpento que estamos viendo en la renovación de RTVE. Con un decretazo dando a Podemos todo el poder para cortar cabezas de prestigiosos periodistas, en donde el mérito, capacidad e independencia, brillan por su ausencia. Igual que utilizar un avión oficial del Ejército para ir a un concierto, la polémica contratación de su esposa y la de su hermano, enchufismo en muchísimos puestos en los que solo hay que ser amigo del Presidente. Se va de vacaciones a los dos meses de haber llegado apelando a una “emergencia social”, levantando numerosas críticas incluso del PSOE. Pero el Presidente mira para otro lado.

Empezamos a tener síntomas de desaceleración económica, sólo hay que ver los pésimos datos de paro de agosto, la mayor subida desde 2011, que es una señal de alarma importante, al igual que lo es el alza de los precios de la vivienda en muchas Comunidades Autónomas, pero Sánchez mira para otro lado y anuncia más de 5000 millones de gasto público, eliminando el copago farmacéutico, aprobando la sanidad gratuita para extranjeros también, volviendo al turismo sanitario que tanto nos cuesta a los españoles, aumentando el sueldo a todos los Ministros y cargos públicos, ha incrementado el número de altos cargos y de ministros. Pero da igual, ante las críticas él mira a otro lado.

Lo mismo hace con Cataluña, ante las ofensas que los independentistas están haciendo a España continuamente, hace promesas veladas, agacha la cabeza y mira a otro lado, porque tiene que pagar los favores de ser Presidente del Gobierno de España. Al igual que con los presos de ETA.

Ahora habla de que necesita ser Presidente hasta el 2030 para cambiar España. ¿Se ha olvidado ya de la limitación de mandatos que tanto reclamó a Rajoy? Antes de ser Presidente, Sánchez pedía que sólo se pudiera ser presidente 8 años y ¿ahora pide 12 años?

Y esto es sólo el principio. ¿Vamos a estar hasta 2030 como pide Sánchez, mirando a otro lado?

 

Beatriz Escudero
Diputada Nacional por Segovia PP