Pages Menu
TwitterFacebook
Categories Menu

Editado Feb 16, 2018

La verdadera reforma electoral de Ciudadanos  y Podemos

La verdadera reforma electoral de Ciudadanos y Podemos

La reforma electoral pretendida por Ciudadanos y Podemos, oculta otros intereses más espurios, torcidos y escondidos que no dicen, y que es conveniente que los vecinos de Segovia y Castilla y León conozcan.

Como todos saben, Ciudadanos y Podemos no tienen estructura de partido en las provincias pequeñas y en lugar de arremangarse y trabajarse todo el territorio nacional y preocuparse de todos los españoles, solo pretenden hacerlo de los que viven en las ciudades grandes. No conocen el campo, ni el mundo rural, ni sus problemas y ni les interesa. Por ello, pretenden llevar a cabo esta reforma electoral disfrazada. Son populistas totales. Y sino, vean.

En la situación actual, por ejemplo, Castilla y León, Castilla la Mancha, Extremadura, Aragón y La Rioja tienen un cupo global de 80 diputados; con la reforma de Ciudadanos y Podemos, pasarían a tener 55 diputados. Es decir, estas CCAA perderían 25 representantes.

En la situación actual Castilla y León tiene un cupo de 32 diputados, con la reforma de Ciudadanos y Podemos pasaría a tener 19. Es decir, Castilla y León perdería 13 diputados.

En la situación actual Castilla y León, Castilla la Mancha, Extremadura, Aragón y La Rioja tienen un cupo de 80 diputados mientras que Cataluña tiene 47. Con la reforma pretendida por Ciudadanos y Podemos, pasaríamos a tener 55 diputados y Cataluña 56. Es decir, Cataluña ganaría 9 diputados.

En la situación actual Ávila, Palencia, Segovia y Zamora tienen tres diputados cada provincia; con la reforma de Ciudadanos y Podemos, tendríamos 1 cada provincia. Es decir, en cada provincia perderíamos dos diputados. Soria perdería 1 de 2 que tiene; Burgos y Salamanca perderían 1 de 4 que tienen; Valladolid y León perderían 1 de 5 que tienen.

Este es el reparto proporcional que quieren hacer Ciudadanos y Podemos: que las grandes ciudades, las urbes, donde más se concentra el voto, tengan más representación que las ciudades pequeñas y que el mundo rural. Esto es lo que les importa Castilla y León y Segovia.

Vayan otros ejemplos, Madrid pasaría de 36 a 48 diputados; Barcelona de 31 a 41 diputados; Valencia de 16 a 19 diputados; Sevilla de 12 a 15 diputados, etc.

¿Que les interesa pues a Ciudadanos y Podemos? la concentración y el abandono más absoluto de las provincias con un maravilloso mundo rural. ¿Cómo van a poder hablar de despoblación rural cuando lo que quieren primar y potenciar son las áreas urbanas? ¡Estos son los partidos de nuevo cuño, estos son sus principios¡.

Ciudadanos y Podemos deberían decir todo esto, porque es el verdadero trasfondo de sus propuestas, pero la disfrazan hablando de la posibilidad de voto desde los 16 años, del voto rogado de los extranjeros, del envío de un mailing único que se haga de manera conjunta en lugar de individual, obligatoriedad de debates electorales, listas cremallera de paridad de género, cuestiones importantes y que se podría llegar a acuerdos, pero que nada tienen que ver con la proporcionalidad del voto, pero eso sí, de que gobierne la lista más votada no quieren saber nada de nada, conocedores de que así podrán hacer de bisagra y que lo que no se gana en las urnas se puede ganar luego en los despachos.

En definitiva, la reforma electoral propuesta por Ciudadanos y Podemos, destroza  la representación de la España interior despoblada, de Castilla y León y de Segovia y además permitiría que el número de diputados independentistas que elijan en Cataluña  aumente en el Congreso de los Diputados.

Jesús Postigo

Diputado nacional del PP por Segovia